Costo de 635 Millones de Dólares: PEÑA NIETO, EL ÚLTIMO ESLABÓN DEL “PROYECTO KIMORA”, PEMEX-FERTINAL

POR: ALFONSO MARTÍNEZ MEJÍA

CIUDAD DE MÉXICO.- Desde la Dirección General de Pemex, Emilio Lozoya Austin y su equipo de asesores diseñaron la operación de compra de Grupo FERTINAL, bautizada “Proyecto Kimora”, por un costo total de 635 millones de dólares. El multimillonario Ricardo Salinas Pliego y el oscuro empresario italiano Fabio Massimo Covarrubias Piffer jugaron un papel central en ella.

Pemex compró la empresa por 203 millones de dólares, cuando en realidad valía 15 millones de dólares, y desembolsó además 406 millones de dólares para reembolsar la deuda que la empresa debía a compañías de Salinas Pliego. Entre las deudas de la empresa se encontraba un dividendo de más de 50 millones de dólares, que los accionistas se aprobaron a sí mismos en septiembre de 2015.

Con la garantía de que Pemex compraría Grupo FERTINAL, y que Banco Azteca distribuyó a través del fideicomiso F/470. La trama del Grupo, que se ha documentado ampliamente desde el pasado mes de febrero, dio un nuevo giro, después de que El Universal publicó una denuncia interpuesta en Estados Unidos, según la cual el expresidente Enrique Peña Nieto recibió un soborno para “autorizar” la operación.

14 de diciembre de 1992: Tras la privatización de Fertilizantes Mexicanos (FERTIMEX), decretada por el expresidente Carlos Salinas de Gortari, el empresario Fabio Massimo Covarrubias Piffer compra la planta de producción de fertilizantes en Lázaro Cárdenas, Michoacán. El 13 de junio de 1994: Fabio Covarrubias bautiza a la empresa Grupo FERTINAL.

El 13 de septiembre de 1996: Banco Unión, fundado por el yucateco Carlos Efraín Cabal Peniche, compra el 47% de las acciones de Grupo Fertinal. En ese entonces, Fabio Covarrubias era socio de Banco Unión y Cabal Peniche se encontraba prófugo de la justicia. 1998: El FOBAPROA rescata Banco Unión y adquiere, por 239 millones 395 mil pesos, las acciones que el banco tenía en dicho Grupo.

El 31 de julio de 2006: el IPAB –nuevo nombre del FOBAPROA–, vende las acciones de Grupo FERTINAL en una subasta pública. Tres sociedades de papel, incorporadas el 24 de abril de 2006 en Bruselas, compran las acciones por 89 millones 100 mil pesos, es decir, 150 millones de pesos menos que el monto que pagó el IPAB en el rescate. En las semanas siguientes, una de las sociedades belgas presta 155 millones de dólares a Grupo FERTINAL.

En una reunión del consejo de administración, Grupo FERTINAL y Banco Azteca incorporan el Fideicomiso F470. Este fideicomiso administra todas las acciones dedicho Grupo y tiene entre otros la finalidad de garantizar el cumplimiento del crédito. En la misma reunión, Grupo FERTINAL otorga poderes de representación a una serie de abogados de Salinas Pliego, como Gerardo Manuel Ramírez Ornelas, Guillermo Ricardez Pacheco, Carlos David Villasante Santoyo y Miguel Irurita Tomasena.

12 de junio de 2007: Seis años después de una intensa batalla legal la justicia mexicana
obliga contra la aseguradora holandesa ING a pagar 115 millones de dólares a Grupo FERTINAL. Esta decisión ocurrió menos de un año después de que las sociedades belgas y que los abogados de Salinas Pliego tomaran cierto control de Fertinal. El monto que decidió la justicia fue 12 veces superior al que pagaron las sociedades belgas para entrar en el capital de FERTINAL.

Septiembre/diciembre de 2012: Las sociedades belgas fusionan en una empresa incorporada en Suecia, llamada NPK Holdings, AB. Pär Anders Toms, ciudadano sueco que administra las sociedades belgas, crea otra sociedad en Bruselas, a la que transfiere acciones de Grupo FERTINAL. El 1 de diciembre de 2008 – 29 de abril de 2015: Banco Azteca y Arrendadora Internacional Azteca (AIA), ambas del multimillonario Ricardo Salinas Pliego.

Quienes celebran cinco contratos de crédito con Grupo FERTINAL y sus subsidiarias, por un monto total de 406 millones de dólares. En cambio, Banco Azteca y Arrendadora Internacional Azteca controlan las acciones de dicho Grupo en prenda, a través de cinco fideicomisos.