Hijos de Expresidentes y Empresarios: DISTINGUIDOS MEXICANOS, INVOLUCRADOS EN LA SECTA DE ESCLAVITUD SEXUAL NXIVM

POR: VÍCTOR MARTÍNEZ FRAGOSO

CIUDAD DE MÉXICO.- La investigación, que en su momento reveló el diario estadounidense The New York Times, presuntamente vincula a Emiliano Salinas, hijo del expresidente Carlos Salinas de Gortari. Recientemente, y en el marco del juicio del líder de la secta, la Fiscalía de Estados Unidos reiteró los señalamientos de complicidad, “aunque existen otros personajes distinguidos”.

Las indagatorias en contra de Raniere y el grupo NXIVM revelaron que dicha organización tenía centros no solo en Estados Unidos, sino también en México, una de las empresas ligadas con este grupo es ESP (Executive Success Programs) México, de la que Emiliano Salinas junto con su amigo Alejandro Betancourt, eran miembros del consejo y copropietarios, hasta marzo de 2018.

La empresa de Salinas Ocelli, replicó la metodología de los programas y talleres de superación personal y autoayuda que Raniere comercializaba desde Albany en Nueva York. Pero no es el único hijo del expresidente que se encuentra ligado a NXIVM, pues también se ha visto involucrada Cecilia Salinas, de quien se dice también conocía a Raniere y en Monterrey, Nuevo León manejaba una escuela llamada Rainbow Cultural Garden, perteneciente a esta secta, según publicó El Sol de México.

Se confirman otros nombres de mujeres jóvenes mexicanas relacionadas con las élites sociales que participaron en prácticas de esclavitud sexual de la secta, como la hija de Carlos Salinas, Cecilia Salinas Occelli, y el hijo Miguel de la Madrid, Dicha escuela era operada por las empresarias neolonesas Loreta y Carola Garza Dávila, quienes junto con su otra hermana, Jimena, se presume escondieron a Raniere en su casa de San Pedro Garza García.

Cabe recordar que el líder de la secta sexual fue detenido en Puerto Vallarta, Jalisco, en marzo del año pasado por una orden judicial de Estados Unidos. Aunque los recientes señalamientos hacia Emiliano Salinas, revelan que el hijo del exmandatario creó varias cuentas de correo para desacreditar a enemigos de la organización, el primogénito de Carlos Salinas no enfrenta cargos criminales en Estados Unidos, pues puede ser identificado como cómplice sin ser acusado.

El gobierno de EEUU identificó a Emiliano Salinas, hijo del expresidente de México, Carlos Salinas, como presunto cómplice del jefe de una secta de esclavitud sexual que afronta un juicio en una corte de Brooklyn por tráfico sexual y lavado de dinero, además de los hijos del expresidente Carlos Salinas, también se encuentra Rosa Laura Junco, hija de Alejandro Junco de la Vega, fundador de Grupo Reforma.

Quien fue señalada como “maestra” del primer círculo de la organización Dominant Over Submissive (DOS), rama oculta de NXIVM creada a fines de 2016 y que marcaba a mujeres con las iniciales “KR” de Keith Raniere. Según testimonios de Lauren Salzman, excolaboradora de Raniere, DOS tenía como objetivo lograr 100 esclavas sexuales con el “apoyo de mexicanos”.

En ese sentido, Rosa Laura Junco es señalada de comprar una casa en Halfmoon, en Nueva York, donde junto con otras mujeres de origen mexicano, “se desnudaban y posaban juntas frente a una cámara, se les fotografiaba el tatuaje cerca de la pelvis y las imágenes eran enviadas a Raniere”. Rosa Laura Junco, hija del dueño del periódico ‘Reforma’, y Emiliano Salinas, hijo del ex presidente Carlos Salinas de Gortari, entre los mexicanos que formaban el círculo más cercano de Keith Raniere en NXIVM.

También se ligó a Alejandra González Anaya, hermana de José Antonio González Anaya extitular de la Secretaría de Hacienda en el gobierno de Enrique Peña Nieto, a través de la empresa Ánima Inc, empresa productora de espectáculos masivos y de teatro, que fue colaboradora de ESP México. La red de NXIVM en México también incluye la presunta participación de Federico de la Madrid Hurtado, hijo del expresidente Miguel de la Madrid.

También, hermano del Secretario de Turismo federal, Enrique de la Madrid Cordero, así como a su esposa Fabiola Sánchez de la Madrid, según notas periodísticas. Cabe señalar que hasta el momento, ninguno de los mexicanos mencionados enfrentan cargos penales en México, ni en Estados Unidos por el caso NXIVM.